Los canales de TV abierta han profundizado sus pérdidas y Mega se suma a dicha baja por primera vez en tres años.

Las cadenas chilenas están enfrentando tiempos de crisis. Los canales de televisión abierta enviaron a la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS) sus balances financieros correspondientes al primer trimestre de 2017, dando a conocer pérdidas millonarias, con respecto al mismo periodo del año anterior. Además, por primera vez en tres años, Mega obtuvo números rojos.

Según los datos registrados en la SVS, Canal 13 sufrió pérdidas de más de 3 mil millones de pesos entre enero y marzo, lo que equivale a un aumento de 224%, respecto al mismo periodo de 2016.

Mientras tanto, y pese a la mejora obtenida durante el último tiempo, TVN volvió a caer en cifras negativas e incrementó un 76% sus mermas en comparación al primer trimestre del año pasado. Porcentaje que corresponde a 3 mil 600 millones de pesos.

Frente a esto, el Presidente del Directorio de TVN, Ricardo Solari, afirmó que, “el principal problema de la televisión chilena es que está viviendo ingresos decrecientes y costos altos. Dentro de este contexto, hay grandes dificultades para hacer que estas empresas puedan flotar adecuadamente”.

Además, Solari mencionó que, “tengo la impresión de que hay una transformación muy completa a partir de los medios de comunicación, que hoy día se mueven hacia internet, lo que requiere un gran esfuerzo para desarrollar contenidos que la gente siga”.

Pese al balance entregado por parte de dicho canal a la SVS, el ex Director de Programación de la señal estatal, Eugenio García, señaló lo contrario, “TVN a disminuido sus pérdidas, está creciendo”. Y al ser consultado sobre si cree que su reciente despido fue consecuencia de la crisis que está viviendo la televisión en Chile, respondió que, “sí, son formas de re condicionar los equipos y de responder a la estructura de los canales”.

Por otro lado, Chilevisión también se sumó a la crisis, anotando pérdidas totales de casi 5 mil millones de pesos, monto que involucra un alza de 163% desde marzo del año anterior.

Pero la gran novedad es la situación que atraviesa Mega. El canal que lidera la audiencia de la televisión abierta a nivel nacional y que se había mantenido al margen de la crisis, tuvo mermas de 433 millones de pesos. A raíz de aquello, el canal del grupo “Bethia” inició una reestructuración interna, comenzando con el despidió a 24 trabajadores y la salida del noticiero “Ahora Noticias Tarde” de la transmisión del fin de semana.

Pese a esto, una fuente de Mega declaró que, “no hay crisis en nuestro canal. Las pérdidas del primer trimestre son normales en la industria ya que, los primeros meses- enero y febrero-, son de baja inversión publicitaria […] los costos fueron más altos porque hemos ido reemplazando productos envasados- como teleseries turcas-, por teleseries nacionales. Eso es más caro”. Consultada sobre los 24 despidos, indicó que, “obedecen a ajustes de la empresa por cambios en su estrategia, programación y reorganización de las funciones”.

 

 

 

 

Leave a Reply