Los trabajadores valoraron la intención del gobierno de mejorar el cuidado de menores, pero creen que más capital y un cambio de estructura no son suficiente sin estándares de calidad.

“Los niños no son mercancía”. Así recalcó hoy el Presidente de la Asociación Nacional de Empleados Fiscales Carlos Insunza, refiriéndose a la nueva propuesta del gobierno para implementar cambios en el Sename. Diez puntos fueron lo propuestos por el Presidente Sebastián Piñera en lo que llamó “Gran Acuerdo Nacional por la Infancia” donde, entre otras medidas, plantea dividir la institución en dos (Servicio de Protección de la Infancia y Adolescencia y Servicio de Responsabilidad Adolescente),  y aumentar significativamente la cantidad de dinero que reciben las entidades colaboradoras.

Las nuevas propuestas han levantado preocupaciones en  varios de los funcionarios públicos ligados a la institución, quienes creen que una mayor inversión y una reestructuración no son puntos suficientes para asegurar la protección de los niños. “ Si se va a incrementar el monto de recursos para instituciones colaboradoras que han demostrado ser incapaces de proteger a los niños, no estamos resolviendo nada”,  aseguró Insunza. El funcionario añadió que transformar a los niños de este país en “mercancía que transita de mano en mano”, dependiendo de quienes son los organismos colaboradores, sería un “ grave error”.

Yuri Contreras, dirigente de los funcionarios del Sename, también manifestó su preocupación, principalmente porque cree que el dinero que se destina a mejorar la institución pocas veces logra hacer cambios. “El 94% del presupuesto destinado a la atención de niños está destinado a la externalización, al mundo privado”—dijo. “Este es un servicio precario en su origen”, agregó.

La posible segmentación de la institución, creando dos entidades diferentes, tampoco logró convencer a varios. “Aquí tampoco se trata de dividir el Sename en dos, con las mismas platas. Porque es dividir la pobreza”, señaló Luis Cortez , actual presidente de la Asociación Nacional de Funcionarios Regionales del Sename. Puso énfasis en la urgencia  de mejorar las instalaciones. “¿Dónde va a estar esto?” se pregunta.” Metámosle plata, hagamos infraestructura nueva, generemos nuevos modelos de intervención, porque los modelos que tenemos hoy día son totalmente obsoletos”.

 

Leave a Reply